QUE NO TIEMBLEN LOS JUECES POR: LUIS OCTAVIO COTERO BERNAL

14218348-los-jueces-de-madera-martilloLa historia, la doctrina, la costumbre y la ley pero sobre todo la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos vigente, define con toda exactitud, la función de cada uno de los poderes que el estado mexicano tiene instituidos y a la fecha aceptados por el pueblo y gobierno mexicano y que el exterior así nos reconoce de tal manera que se suscriben convenios y tratados internacionales que hasta el momento nos permiten una relación armoniosa con el resto del mundo.

Y digo que los jueces no tiemblen, porque tanto a nivel federal como estatal, para pena del foro de abogados y, desde luego, para toda la sociedad, hemos visto como se dirimen en los medios de comunicación conflictos eminentemente jurisdiccionales que según la legislación vigente el juez es eso solamente y no tiene por qué entrar en controversia por ningún medio con ninguna otra institución como es el caso en Jalisco de la Fiscalía General y de la Procuraduría General de la República en el fuero federal, ya que estas instituciones cuando están sometidas a un proceso según lo que establece la Constitución y las leyes secundarias vigentes y, además que a los funcionarios o servidores públicos para desempeñar los cargos protestan cumplir y hacer cumplir la Constitución y las leyes que de ella emanen y, hoy en día, hasta los tratados internacionales suscritos por nuestro país y es que en los procesos penales la Fiscalía y la Procuraduría que dependen del ejecutivo no son más que una de las partes en el proceso y que deberán respetar y someterse a la decisión del juez sin hacer escandalo ni escarnio del sentido de la resolución emitida por la autoridad judicial, pues como a la otra parte en el proceso tiene el mismo derecho para interponer los recursos conducentes establecidos en la ley y no justificar su ineficiencia, irresponsabilidad y, sobre todo, el respeto a la condición humana susceptible de equivocarse involuntariamente en pro o en contra de la institución a la que sirve que para eso está el juzgador al emitir su fallo.

Como decía Calderón de la Barca, “nada me parece justo cuando no es de mi gusto” y se lo dejo en el oído amigo lector para que medite como en ocasiones concebimos ideas que nos parecen justas y llega alguien con una óptica más equilibrada y nos saque del error y es que no podemos ni debemos permitir una justicia a la medida de cada quien o al gusto de cada quien sino de lo que hemos decidido al aceptar vivir en un estado de derecho y, por lo tanto, someternos pueblo y gobierno al marco constitucional y legal vigente y no vivir el espectáculo nacional que trasciende a  lo internacional de que antes de hacer valer  los medios legales a su alcance se descalifica al órgano jurisdiccional que afortunadamente su máximo representante de este país, el Presidente de la Suprema Corte, ha tenido el tino y el valor civil de defender la facultad legal de sus jueces encargados de tan excelsa tarea que nos puede permitir ser un país mejor.

 

Maestro Luis Octavio Cotero Bernal

locb15@hotmail.com

Acerca del autor

Jorge Vargas
El Lic. Jorge Javier Vargas Lopez

Se el primero el comentar. en "QUE NO TIEMBLEN LOS JUECES POR: LUIS OCTAVIO COTERO BERNAL"

Deja un comentario

Tu e-mail no será publicado.


*